El secreto de mi felicidad está en no esforzarme por el placer, sino en encontrar el placer en el esfuerzo. ANDRÉ GIDE

17 febrero 2013

LAS MANOS DEL PROFESOR. LOS AJUSTES

Para progresar en la práctica del Yoga físico (asanas) sin lugar a dudas es importante la práctica continuada y metódica del practicante. Si bien es cierto, necesitamos las manos y el conocimiento de nuestro profesor que nos enseña el camino que utiliza la escuela para progresar en tu práctica.


La obligación del alumno es la práctica constante. El profesor, por su parte, debe corregir y ajustar de forma continuada e incansable, para que la práctica sea provechosa, educativa y conlleve los beneficios fisiológicos, metabólicos y energéticos que van ligados a una sesión de asanas correcta.


Así guiaremos al alumno en la postura y todos sus detalles (alineación, peso, bases), respiración correcta (la parte más importante), la dirección de la mirada, la activación de los bandhas.


La función de los ajustes es fundamental, porque en muchas ocasiones el alumno no tiene consciencia desde su posición, si el asana está verdaderamente alineado. 

Los ajustes también sirven para sobrepasar la barrera que nos impide progresar en la postura, y que de manera sutil de manos de un buen profesor consigues romper tus barreras físicas o psicológicas que impedían tu evolución.



No hay comentarios: